Una abogada asegura que no es un “crimen” tener relaciones sexuales con alumnos

 

e86afdbb973a389a4b055032f5e5f816

La abogada de una profesora acusada de abusos sexuales hacia dos menores de 16 años ha manifestado en el juicio que es inconstitucional e incoherente mandar a la cárcel a una maestra por “tener sexo con alumnos de 16 años” solo por el hecho de dedicarse a la docencia. 
 
En 2016, la prensa americana se hizo eco de la detención de Charlie Jones Parker. Esta mujer es una profesora de 31 años que impartía clases en la escuela cristiana Academia Pickens de Alabama y que fue detenida por los agentes de seguridad al haber mantenido relaciones sexuales con dos de sus alumnos de 16 años. La docente era la encargada de impartir clases de educación física y de entrenar al equipo femenino de baloncesto del centro.

Según informaban los medios norteamericanos como el portal de noticias Heavy, la maestra había tenido varios encuentros sexuales, por ambas partes consentido, en su domicilio y en sitios tan inusuales como un cementerio. El periódico local The Dispatch pudo acceder a los documentos judiciales en los que se revelaba que Charlie Jones Parker había mantenido en once ocasiones relaciones sexuales con sus dos alumnos entre octubre de 2014 y marzo de 2016 y que, según ella, en ningún momento les obligó a nada.

Pues bien, el juicio contra la acusada se ha celebrado en los primeros días de febrero de 2018 y lo que más ha llamado la atención ha sido el alegato de la abogada de la acusada. En el litigio celebrado en la Corte de Alabama, la magistrada afirmó que: “La ley del estado no considera ni contempla que sea un crimen en otras ocupaciones tener sexo consentido con alguien de 16, 17 y 18 años, aún cuando haya una posición de confianza y autoridad. Los profesoresestán siendo encarcelados injustamente por algo que, como mucho, le costaría su trabajo o la licencia a otras profesiones”.

Además, Virginia Buck ha terminado su defensa basándose en lo que apuntan las leyes de Alabama: “Cualquiera que tenga relaciones sexuales con alguien sin su aprobación, o esté por debajo de la edad de consentimiento, debería ser castigado penalmente. Lo que es un trato diferente a cualquier otro es enviar a prisión a alguien por tener sexo consentido con alguien por encima de la edad de consentimiento, solo porque son profesores de colegio”.

Parece ser que el discurso de la abogada no ha tenido gran efecto en el juez encargado del caso de Charlie Jones Parker ya que ha condenado a la profesora a doce años de cárcel y a cinco de trabajos comunitarios. 

Fuente

www.labocaroja.com

Premium03